Lambretta post Innocenti

Actualidad de la marca Lambretta en el mundo

La marca Lambretta siempre ha sido de interés para aquellos que tienen por objetivo generar dinero en gran cantidad. Debido a ésto, luego de la quiebra de Innocenti, se originó una entreverada historia legal en relación a esta marca, la cual comenzaremos a desarrollar a lo largo de esta nota.

Aclaración: A continuación nos referiremos al Consorcio Lambretta, Innocenti S.A. y la empresa Brandconcern, indistintamente. A los fines de esta publicación, las tres denominaciones pueden considerarse como la misma organización.

Cómo adquirir una marca?
Publicidad de Lambretta SIL

Existen dos formas de poseer una marca: Registrar una que sea de creación propia, o bien comprar una existente a su(s) legítimo(s) dueño(s) – Esto último es lo que sucedió con Lambretta, ya que a comienzos de la década del ‘70, el gobierno Indio compró los derechos de la marca a Innocenti, continuando con la fabricación de versiones de los modelos GP, Cento y Lambro hasta finales de los años ‘90-.

Sin embargo, obtener la titularidad del registro de dicha marca conlleva cierta complejidad. Su certificado de propiedad no se otorga automáticamente, sino que sólo aplica para una determinada “clase de uso” (clasificación internacional que delimita los posibles usos de la misma) y su utilización es válida en la región o país que especifique el expediente de propiedad intelectual. Incluso, si puede demostrarse que el nombre de una marca no ha sido utilizada para una categoría, en una jurisdicción determinada, ésta queda librada para su registro ante el primer requirente.

Por ejemplo, si Sony registrara sus productos solamente en las clases de “Productos Electrónicos”, pero no en la clase “Artículos de aseo”, cualquier otra persona y/o empresa podría registrar la marca “Perfumes Sony”, que no tiene nada que ver con electrónica, y comercializarla legalmente.

El nombre de una marca, sus clases de uso y la disponibilidad de la misma en una región, son la combinación perfecta para subjetividades y reclamos de legítima propiedad, los cuales son resueltos en procesos legales muy costosos, que, en general -tal como sucedió con la marca Innocenti Lambretta-, demoran mucho tiempo.

Vestimenta Lambretta y Brandconcern

Durante la década del ‘90, el empresario británico Derry Kunman vió la oportunidad de obtener la titularidad de la marca Lambretta para el rubro vestimenta y comenzó el registro de la misma. No obstante, el Club Lambretta Gran Bretaña se opuso a dicho registro, pero debido a los costos legales del proceso, los reclamos no lograron cumplir su objetivo.

Por otro lado, Kunman contactó a Scooter India Limited y acordaron los términos de utilización de la marca en las clases de uso solicitadas, a modo de evitar problemas con el único dueño de una ‘Lambretta’ todo el mundo. Sin embargo, Kunman no era el único que se encontraba enfocado en la marca; ya que el Holandes Walter Scheffrahn y su compañía Brandconcern habían comenzado con el proceso de registro del nombre Lambretta en todos los países del mundo para determinadas clases, y ésto forzó a que Kunman iniciara una batalla legal que, tal como él mismo comentó off-the-record en su momento, llegó a costarle más de un millón de libras esterlinas.

Publicidad de la colonia Lambretta, en la cual se muestra una Vespa

¿De dónde proviene estas grandes cantidades de dinero? De las concesiones bajo licencia. Por ejemplo, si una persona o empresa posee la titularidad de una marca con gran presencia en el mercado, tendría la posibilidad de otorgar la licencia a cualquier interesado, con el fin de fabricar oficialmente productos bajo la marca recibiendo, de este modo, las regalías de la licencia sin involucrarse en la manufactura o proceso de venta.

A simple vista, podría considerarse una vía de “dinero fácil”, pero la posesión de una Licencia demanda muchos requisitos. Si aquellos que obtienen la licencia de uso de una marca fabrican productos de baja calidad -como, por ejemplo, remeras “oficiales” de Lambretta con imágenes estampadas de Vespas-, pueden llegar a producir consumidores detractores a la marca y eso afectaría el valor de la misma a nivel general.

Los nuevos scooter Lambretta

La historia se torna increíblemente difícil de delinear a comienzos de este siglo. Para ese momento, Scooter India Limited (SIL, de ahora en mas) había dejado de fabricar motonetas enteras (sólo producía partes de repuestos y Lambros modernos), lo que daba una primera oportunidad para que alguien llene “ese hueco”.

“Lambretta USA” (Scooters Taiwaneses Adly) y el Grupo Motom (Scooters Chinos Znen) en Italia ofrecían “Lambrettas”, que eran esencialmente scooters orientales a los que les modificaban las insignias… ¿que habíamos dicho de dañar la marca con productos de baja calidad?

Interior de una Lambretta LN, basicamente, es un scooter SYM 4 tiempos moderno disfrazado

Más tarde, Motom se dedicó a invertir en un modelo completamente renovado -diseñado por Alessandro Tartarini, de Italjet-, lo que dió origen a la Lambretta LN125. Originalmente, el scooter tenía una carrocería parcialmente de acero, con un chasis que utilizaba partes de los scooter Taiwaneses SYM. Pero lamentablemente para Motom, al momento de la salida a la venta, la marea legal cambió y Walter Scheffrahn con Brandconcern (liderando el Consorcio Lambretta) obtuvo los derechos de Lambretta para su utilización en vehículos, logrando bloquear la ventas y distribución de la Lambretta LN.

A modo de dato de color, existen versiones, según trascendidos, de que el cantante italiano Gigi D’Alessio perdió ocho millones de euros que había invertido en el proyecto Lambretta de Motom

Brandconcern y SIL

Acorde a un fallo reciente de la corte de la Unión Europea en Luxemburgo:

“Scooter India Limited es el propietario en Europa de la marca Lambretta, cuyo registro fue ingresado el 7 de Febrero de 2000 y registrada por la EUIPO [European Intellectual Property Office] el 6 de Agosto de 2002. Los bienes por los cuales la marca fue registrada incluyen [….] vehículos; aparatos para la locomoción por tierra, aire o agua”

En noviembre de 2007, Brandconcern ingresó una solicitud de revocación de uso de la marca Lambretta para la clase de uso que agrupa vehículos, en la cual argumentan que SIL no estaba efectuando un uso legítimo de la misma en un periodo continuo de 5 años. En ese momento, la corte falló a favor de Brandconcern.

El 24 de Septiembre de 2010, la Cancellation Division de la EUIPO revocó parcialmente el nombre Lambretta, con efecto desde 19 de Noviembre de 2007. El 23 de Noviembre, SIL presentó una apelación a la EUIPO sobre esa resolución de la Cancellation Division, la cual fue aceptada sobre una cuestión de derecho. En febrero de 2017 Brandconcern intentó apelar esa sentencia; sin embargo el fallo volvió a ser adverso y se les ordenó pagar los costos legales de SIL.

Para resumir, en otras palabras, este fallo no es definitorio en lo que a la titularidad de la marca Lambretta respecta, pero deja en claro que Scooter India Limited no se rindió en la batalla legal contra Brandconcern/Consorcio Lambretta/Innocenti SA.

Se supone que para el consorcio Lambretta, ésto es como ‘otra mancha para el tigre’. Ya que Brandconcern, en toda su historia, realizó una industria en lo que al registro de marcas refiere y, más allá del ‘altercado’ anteriormente mencionado, sería posible poder continuar con su proceso.

Presentación oficial de la Lambretta V Special en el Eurolambretta 2017

El resultado de esta ‘guerra’ es algo que escapa a la intuición de quienes no participamos del proceso. Sin embargo, podemos observar que con el Consorcio Lambretta (y muchos socios partícipes) invirtiendo fuerte en la salida de nuevos scooters y E-Bikes, podemos afirmar sin duda que el premio para el ganador es realmente importante.

Habrá que ver cómo es recibida por el público la nueva Lambretta -especialmente en los más ortodoxos de la “vieja escuela”-, anteriormente presentada en el Eurolambretta 2017 y próxima a salir a la venta en Noviembre de 2017. Quizás, un posible éxito comercial podría alimentar aún más esta “máquina legal” de Brandconcern y así puedan, finalmente, adjudicarse la titularidad de la gloriosa marca de Milano.

Se agradece la colaboración de ScooterLab.uk, quien dio su autorización para traducir y publicar esta nota en español. Aquí esta la nota original (en inglés)